Abogado de Fairfax Leyes de Narcóticos de Virginia

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on google

Las leyes de narcóticos de Virginia incluyen una amplia variedad de leyes y regulaciones que determinan y evalúan los castigos y sanciones aplicables a los delincuentes.

Los “estupefacientes”, como en la legislación de Virginia, abarcan todos los fármacos, independientemente de sus medios de producción, ya sean sintetizados químicamente o extraídos naturalmente. Además, proporciona una lista extensa que incluye opiáceos (con gran énfasis en sus propiedades adictivas) y sus derivados químicos y equivalentes. Los programas 1 y 2 (narcóticos) se tratan con mayor severidad que los programas 3 a 5.

Los cargos relacionados con el uso de narcóticos varían mucho según los numerosos factores: distribución versus posesión simple, la clase de narcóticos involucrados y si se trata de un cargo por primera ofensa o cargos posteriores. En el caso de que una farmacia no pueda proporcionar una receta válida, todos los cargos se considerarán delitos graves.

Para que una receta sea válida, debe escribirse individualmente o imprimirse en tinta que contenga toda la información personal pertinente al prescriptor, incluido el nombre, la dirección, la firma (y la fecha de la firma) y el número de teléfono. También se deben incluir algunos detalles sobre el paciente, con énfasis en el nombre.

De acuerdo con la ley de West Virginia, la simple posesión de narcóticos (sustancias controladas de los Anexos 1 y 2), se considera un delito grave y puede durar entre 90 días y 9 meses en una institución correccional estatal, acompañada de multas elevadas que pueden pesar 1000 USD. La simple posesión de narcóticos falsificados puede otorgar una sentencia equivalente en severidad.

La distribución, o la intención de distribuir, se trata como un delito mayor que potencialmente conlleva una sentencia que varía de uno a quince años en un establecimiento penitenciario federal o estatal, acompañado de multas que pueden alcanzar los 25,000 USD. La distribución a menores o la distribución dentro de las cercanías de escuelas, centros recreativos y centros comunitarios exacerbarán en gran medida los cargos mencionados, con multas de hasta 100,000 USD, junto con sentencias mínimas obligatorias, a pesar de los infractores por primera vez.

El transporte de narcóticos al estado de Virginia (dado que también se ha comprobado su intención de distribuir) se trata seriamente, y se lleva hasta 40 años en una prisión federal, con multas que pueden ascender hasta un millón de dólares. Se establece una sentencia mínima obligatoria de diez años si el acusado no es un delincuente por primera vez.

Los infractores por primera vez acusados de ‘posesión simple’ pueden perseguir la libertad condicional donde la corte le proporcionará al acusado hasta seis meses de libertad condicional. Al final, pueden solicitar que se eliminen todos los cargos, después de lo cual el arresto se mantendrá (de forma permanente) confidencial. Esto es para disuadir cualquier segundo intento de una descarga condicional.

A la luz de la reciente crisis de opiáceos, se han realizado numerosas enmiendas a leyes como ‘La Ley de Farmacia’ y la ‘ Ley de Control de Drogas ‘, lo que aumenta enormemente la dificultad de obtener recetas de pacientes y permisos de distribución. A los trabajadores en todos los campos médicos se les asignan cuotas estrictas para la distribución de medicamentos, junto con criterios de elegibilidad exhaustivos para permitirlo. Ahora es obligatorio que los veterinarios sigan procedimientos especiales al recetar medicamentos, con un fuerte énfasis en los narcóticos.

Si necesita un abogado especializado en estupefacientes de Virginia que lo ayude con su caso de narcóticos en Virginia, llámenos al 888-437-7747. Nuestros abogados de narcóticos en Virginia pueden ayudarlo. C